Noticias

Oficial del Condado de Sonoma que usó llave al cuello en hombre que murió tiene historial de uso excesivo de violencia

Nashelly Chavez
Written by Nashelly Chavez

El agente oficial del condado de Sonoma que la semana pasada usó un controvertido agarre de cuello contra un hombre que murió poco tiempo después, usó una restricción similar sobre una mujer en 2015, luego dio un testimonio que contradecía el video del incidente.

Las acusaciones anteriores de fuerza excesiva que involucraron al oficial del alguacil del Condado de Sonoma, Charles Blount, y sus declaraciones contradictorias en el arresto de 2015 han sido objeto de escrutinio esta semana, mientras que las autoridades revelaron más detalles el jueves sobre los eventos que condujeron a la muerte del hombre de Bloomfield, después de que Blount aplicara una detención carotídea el día antes de Acción de Gracias.

La policía dijo que Blount intentó retener a David Ward, de 52 años, después de que dirigió a dos oficiales de Sebastopol y a un oficial del condado de Sonoma, Jason Little, en una persecución por el oeste del condado de Sonoma.

Ward, quien rechazó sus órdenes de abrir la puerta del automóvil, había reportado el vehículo robado por un sospechoso armado días antes, pero no le dijo a los oficiales que había recuperado el Honda Civic 2003 esa mañana, dijo la policía. Intentaba conducirlo a casa cuando fue detenido, y luego huyó, agregaron las autoridades.

Ward fue declarado muerto en un hospital local aproximadamente una hora después de su contacto con los agentes. La causa de su muerte aún no es conocida públicamente.

La retención de las arterias carótidas, que tiene como objetivo dejar inconsciente a una persona, requiere que los agentes envuelvan un brazo alrededor del cuello del sospechoso para reducir el flujo de sangre al cerebro, aunque si se hace incorrectamente puede bloquear las vías respiratorias de la persona.

La Oficina del Alguacil del Condado de Sonoma permite el agarre en su política de uso de fuerza, pero se les aconseja a los oficiales que eviten la táctica en ciertas poblaciones, como las mujeres embarazadas o los ancianos, a menos que no haya mejores opciones.

En el caso de 2015, Blount testificó que había empujado al suelo a Celeste Moon, de 51 años, después de colocar ambas manos sobre sus hombros. Pero el video de un testigo reproducido en la corte de una parte de su arresto el 23 de enero, mostró que él le pasó el brazo por el cuello antes de arrojarla al suelo.

Moon supuestamente huyó de Blount después de que él trató de detenerla por cruzar la calle en un área no peatonal, cerca de Humboldt Street y College Avenue en Santa Rosa, según muestran las transcripciones de la corte.

Aunque Blount puso su brazo alrededor del cuello de Moon, la restricción que se muestra en el video dura un breve momento y se asemeja a un candado a la cabeza.

Moon no perdió el conocimiento.

Los fiscales determinaron que no había pruebas suficientes para avanzar y el caso contra Moon fue desestimado. Izaak Schwaiger, el abogado de Moon, dijo que Blount no sabía que el video existía antes de que fuera reproducido en la corte.

Jamie Thistlethwaite, el juez que supervisa el caso, dio el inusual paso de ordenar a los fiscales que incluyeran a Blount, un veterano de la policía de 17 años, en archivos que documentan a los oficiales con problemas de credibilidad, dijo Schwaiger.

Pero cuando Schwaiger representó a clientes en un caso separado meses después, en el que Blount describió la realización de una llave al cuello de un hombre intoxicado e intolerante el 4 de abril de 2015, Schwaiger dijo que no recibió tal aviso de los fiscales sobre posibles problemas de credibilidad.

En ese caso, Blount describió el uso del candado al cuello para controlar al hombre, que estaba recuperando la conciencia después de caer y golpearse la cabeza con una puerta, según mostraron copias de su informe proporcionado por Schwaiger. Blount se arrodilló detrás del hombre y ejecutó un control de retención carotídea después de determinar “que nuestra mejor oportunidad de controlarlo era evitar que se levantara” cuando el hombre comenzó a agitarse y resistió los intentos de controlar sus brazos, escribió.

El nombre del hombre fue editado de los documentos. No se presentó ningún caso civil en el asunto, dijo Schwaiger.

El fiscal adjunto jefe de distrito del Condado de Sonoma, Brian Staebell, confirmó en correos electrónicos el jueves que Blount no fue incluido en una lista de funcionarios con problemas de credibilidad, después del caso Moon.

Los intentos de comunicarse con Blount para obtener comentarios a través de múltiples direcciones de correo electrónico y números de teléfono no tuvieron éxito el jueves. Tanto él como Little permanecían en licencia administrativa, dijo Juan Valencia, sargento del alguacil del Condado de Sonoma.

Cuando se le preguntó sobre el caso de Moon, Valencia dijo que no podía comentar sobre los registros del oficial.

Dirigió preguntas sobre una investigación de asuntos internos relacionados con el caso a la Oficina de Asesoría del Condado de Sonoma.

“Cada vez que se usa la fuerza sobre una persona, la investigamos y siempre nos preocupa asegurarnos de que el oficial o los oficiales estén dentro de la política”, dijo Valencia, cuando se le preguntó sobre las demandas de derechos civiles que mencionaban a Blount.

Los dos casos anteriores arrojan luz sobre los casos en que Blount avanzó con el agarre del cuello para ganar el control de un individuo, antes de la muerte bajo custodia de la semana pasada, a pesar de lo que los funcionarios describen como una táctica raramente utilizada en el campo de la aplicación de la ley.

Blount también es nombrado como acusado en dos demandas federales de derechos civiles en las que los demandantes alegaron que Blount había sido blanco de uso de fuerza excesiva.

“El sentido común nos dice que el mejor pronóstico del comportamiento futuro es el comportamiento pasado”, dijo Schwaiger, quien conocía los casos federales. “Cuando tienes un oficial que demuestra una tendencia a la violencia, eso es lo que esperamos de él”.

En el incidente de la semana pasada, Ward fue llevado a un hospital después de su encuentro con los dos agentes, quienes golpearon al hombre con sus puños, codos y rodillas, antes de que Little disparara un Taser contra Ward y Blount intentara detenerlo, dijo la policía. Ward mordió a los dos oficiales durante el incidente.

Después de la persecución, pero antes de que comenzara la pelea con los agentes, Ward preguntó a los agentes por qué lo detenían, dijo el teniente de la policía de Santa Rosa, Dan Marincik. Ward preguntó a los oficiales: “¿Por qué me hostigan?” Y dijo que él era “la víctima” en esta situación, dijo Marincik.

Murió aproximadamente una hora después. Los informes de la autopsia que determinan su causa de muerte no estarán disponibles hasta después de la investigación independiente realizada por el Departamento de Policía de Santa Rosa, dijeron funcionarios forenses.

De todos modos, los miembros de la familia de Ward dijeron que están cada vez más interesados ​​en emprender acciones legales, dadas las revelaciones sobre su encuentro con los oficiales e informes de acusaciones de fuerza excesiva en el pasado, dirigidas contra Blount.

Su madre, Ernestine Ward, de Sebastopol, dijo que se reunirá con un abogado la próxima semana. Aunque varios abogados se han acercado a ella desde el principio del caso, Ward dijo que su primera reacción fue que “no quería agregar más odio al asunto”.

Pero con el paso de varios días y la nueva información que sigue saliendo, “ahora sí me estoy enojando”, dijo.

Si bien la Oficina del Alguacil del Condado de Sonoma no pudo proporcionar de inmediato datos sobre el número de retenciones de carótidas reportadas por los oficiales el año pasado, el Departamento de Policía de Santa Rosa, la segunda agencia de seguridad más grande del condado, informó sobre dos incidentes de este tipo en su informe anual de 2018 publicado en línea. Los derribos, el tipo de fuerza más común para la agencia de la ciudad ese año, fueron reportados 145 veces.

Con información de las reporteras de The Press Democrat, Chantelle Lee y Mary Callahan.

The Press Democrat [English version]

Reciba noticias semanales en su correo electrónico haciendo clic en esta línea.

Contacte al editor de La Prensa Sonoma, Ricardo Ibarra, en el teléfono: 707-526-8501. O en el correo electrónico: ricardo.ibarra@pressdemocrat.com. En Facebook, Ricardo Ibarra.

Click here for reuse options!
Copyright 2019 La Prensa Sonoma