Noticias

Familia de Rohnert Park enfrenta a policía local en los tribunales por violación a su hogar

Julie Johnson
Written by Julie Johnson

El primer día de un juicio federal de derechos civiles contra tres policías de Rohnert Park, acusados ​​de realizar un registro ilegal y sin orden judicial de la casa de una familia, comenzó con preguntas sobre si uno de los oficiales se negaba a declarar.

El ex sargento Brendon “Jacy” Tatum era uno de los tres oficiales que fueron a una casa de Santa Barbara Drive, en 2014, en busca de un hombre llamado Édgar Pérez, quien estaba en libertad condicional por una condena por posesión de drogas. Mientras dos de los oficiales hablaban con los padres de Pérez, Elva y Raúl Barajas, a través de una puerta de seguridad, Tatum se dirigió al patio trasero y, con su arma desenfundada, se deslizó al interior de la casa a través de una puerta abierta, según las declaraciones de apertura del martes. Pérez, entonces de 35 años, no estaba en casa.

La entrada de Tatum a la casa es “la razón principal por la que estamos aquí”, dijo el abogado de Elva y Raul Barajas, Arturo González, durante sus declaraciones de apertura ante un jurado el martes en el Tribunal de Distrito de los EE. UU. en San Francisco.

“Él (Tatum) no está aquí hoy, pero entiendo que puede venir mañana y espero que sí porque tengo muchas preguntas“, dijo González.

El hecho de si Tatum tomará el estrado no quedó claro, aún después de que la magistrada de los Estados Unidos, la jueza Sallie Kim, despidiera al jurado por la noche. En audiencia pública, le preguntó al abogado de la ciudad de Rohnert Park si Tatum iba a declarar.

“He hecho lo mejor que puedo”, dijo Scott Lewis, abogado de la ciudad, dejando la pregunta sin resolver.

El martes por la noche, un abogado privado contratado por Tatum dijo que la discusión fue un malentendido y que su cliente tenía la intención de estar presente, señalando que ya no es un empleado de Rohnert Park y, por lo tanto, no está obligado a asistir al primer día del juicio.

“Él va a declarar la verdad de lo que sucedió en este caso”, dijo el abogado Stuart Hanlon, con sede en Santa Rosa. “Él defiende lo que hizo”.

El caso de Barajas no tiene relación con la salida de Tatum del Departamento de Seguridad Pública de Rohnert Park.

Tatum se retiró en junio en medio de un escrutinio público sobre su papel en detenciones de tránsito en la autopista 101, lo que provocó que Rohnert Park tomara millones de dólares en efectivo y marihuana de los automovilistas. La ciudad está llevando a cabo una investigación interna sobre Tatum y otro oficial relacionado con una sola parada de tránsito en diciembre de 2017. Los registros judiciales muestran que seguía bajo investigación a principios de este mes.

El director de seguridad pública de Rohnert Park, Brian Masterson, se retiró este verano en medio de la controversia sobre las incautaciones en carreteras, que continúan ensombreciendo a la doble agencia, tanto de policía, como de bomberos.

La ciudad sostiene que Tatum y los otros oficiales involucrados en la búsqueda del 4 de noviembre de 2014 en la casa de los Barajas actuaron con legalidad.

Lewis dijo al jurado que los oficiales, incluidos el actual empleado Matthew Snodgrass, y Dave Rodríguez, que desde entonces se ha retirado, estaban realizando una búsqueda rutinaria de libertad condicional.

Estuvieron en la propiedad durante aproximadamente 18 minutos, incluidos unos 5 minutos cuando estaban adentro buscando a Pérez, según Lewis. Tatum enfundó su arma tan pronto como entró y vio a la hija de los Barajas, dijo Lewis. Ninguno de los miembros de la familia lo notó cuando sacó su arma, dijo.

“A los Barajas nunca se les dijo que tenían que estar de pie en algún lugar, que tenían que hacer algo”, dijo Lewis al jurado. “Nunca fueron criticados, nunca esposados, nunca golpeados. Cuando le pregunté a Elva Barajas: ‘¿Los oficiales fueron profesionales?’, ella dijo: “Sí”.

Pero Elva y Raúl Barajas, quienes presentaron la demanda federal en 2015, sostienen que la búsqueda representó un patrón de hostigamiento contra Pérez, quien en 2010 fue golpeado y atacado con un Taser durante un encuentro con Tatum y Rodríguez. La demanda nombra a los tres oficiales involucrados en la búsqueda, así como a la ciudad de Rohnert Park. Busca daños no divulgados.

González, el abogado de los Barajas, argumentó que la pareja dijo a los oficiales que estaban en la puerta de su casa que no los dejarían entrar sin una orden judicial. Ellos ingresaron sólo cuando vieron que Tatum ya estaba dentro, dijo.

“Este es un caso sobre la integridad de una casa: ¿Cuándo puede el gobierno ingresar a una casa?“, dijo González, un abogado litigante con sede en San Francisco. “Si su hijo está en libertad condicional, ¿eso significa que usted, como padre o madre, no tiene derecho a la privacidad en su propia casa?”.

Raúl Barajas ha trabajado como transportista de basura durante 45 años en la misma compañía, ahora llamada Recology. Él y su esposa han vivido en la misma casa de Santa Barbara Drive durante 27 años. Son inmigrantes de México y hablan poco inglés, según su abogado.

Édgar Pérez, ahora de 39 años, es su hijo mayor, y ha luchado durante años con una adicción a las drogas y rara vez estaba en casa.

En la corte del martes, Elva Barajas se sintió abrumada por la emoción, cuando su abogado describió a Tatum entrando a su casa.

Entrar por la puerta trasera de la casa de alguien es un gran problema, y ​​usted no debe hacer eso bajo ninguna circunstancia”, dijo González.

El juicio continúa el miércoles. Se espera que varios policías y miembros de la familia Barajas testifiquen.

The Press Democrat [English version]        

Noticias y eventos desde la región vinícola del Norte de California para hispanohablantes.

Posted by La Prensa Sonoma on Thursday, October 18, 2018

Contacte al editor de La Prensa Sonoma, Ricardo Ibarra, en el teléfono: 707-526-8501. O en el correo electrónico: ricardo.ibarra@pressdemocrat.com. En Twitter @ricardibarra.

Click here for reuse options!
Copyright 2018 La Prensa Sonoma