Comunidad

Escuelas de Santa Rosa reciben más de un $1 millón para combatir vapeo y uso de tabaco

Susan Minichiello

El fuerte aumento de la popularidad de los cigarrillos electrónicos entre los adolescentes estadounidenses en los últimos años, hace que padres y educadores debatan sobre la mejor manera para intervenir y reducir su uso.

El distrito más grande del Condado de Sonoma, las Escuelas de la Ciudad de Santa Rosa, abordará el tema durante la primavera, luego de que este mes recibió del estado una subvención de $1.37 millones contra el tabaco. El dinero será invertido en detectores de vapeo, personal, señales y soporte de datos por un período de tres años.

Los administradores de escuelas secundarias en el distrito han informado de un aumento en el vapeo entre los estudiantes en el último año, lo que atribuyen en parte al estrés de los incendios forestales, dijeron funcionarios del distrito.

“Las escuelas de la ciudad de Santa Rosa han experimentado un mayor trauma en nuestra comunidad después de los incendios forestales de 2017, que a menudo pueden llevar al uso de sustancias. Estamos agradecidos por esta subvención y por la oportunidad de aumentar la educación, la intervención y la prevención del consumo de tabaco, y especialmente el vapeo, entre nuestros estudiantes”, dijo Steve Mizera, asistente del superintendente de servicios estudiantiles y familiares.

El distrito fue uno de los 65 organismos de gobierno local en todo el estado en recibir la subvención, financiado por la Ley de Impuestos sobre el Tabaco, para la Salud, Investigación y Prevención, de California. La ley se estableció después de que los votantes aprobaran en 2016 la Proposición 56, que aumentó el impuesto a los cigarrillos en $2 por paquete.

“Es imperativo que continuemos frenando la venta ilegal de tabaco para jóvenes, y estas subvenciones ayudarán a nuestras comunidades locales en sus esfuerzos preventivos”, dijo el fiscal general de California, Xavier Becerra.

El uso de cigarrillos electrónicos entre los estudiantes de preparatoria aumentó 900 por ciento entre 2011 y 2015, según un informe de 2016 del Cirujano General de los Estados Unidos. Los datos de la Administración de Alimentos y Drogas indicaron un incremento de 75 por ciento, entre 2017 y 2018, según el Washington Post.

El monto exacto de la subvención es de $1,374,768.

“Estamos muy felices de obtener lo que obtuvimos”, dijo Mary Ann Ayala, directora de participación estudiantil y familiar, quien escribió la solicitud de subvención. “Cada sitio dice que hay un gran aumento en el vapeo”.

En espera de un presupuesto finalizado de la subvención del Departamento de Justicia, el distrito espera contratar varias posiciones, incluidos cinco supervisores de campus y un coordinador con un enfoque específico en la prevención del tabaco.

“El maestro de intervención y prevención del tabaco y los supervisores del campus trabajarán con los estudiantes que se encuentren usando tabaco o vapeo, idealmente para ayudarlos a crear cambios de comportamiento“, dijo Ayala.

Los fondos también serán utilizados para colocar letreros antitabaco y antivapaje en las 24 escuelas del distrito con 16,000 estudiantes. Los detectores de fumar y vapear también se pondrán a prueba en algunas escuelas. La subvención también financiará la capacitación de intervención y prevención, junto con el apoyo de datos.

“Las escuelas no buscan aumentar el castigo por consumir tabaco o vapear en las escuelas, sino educar a los estudiantes y también a los padres“, dijo Ayala.

Ayala dijo que es probable que los detectores de vapeo se coloquen en los baños escolares, donde los estudiantes han usado cigarrillos electrónicos.

Contacte al editor de La Prensa Sonoma, Ricardo Ibarra, en el teléfono: 707-526-8501. O en el correo electrónico: ricardo.ibarra@pressdemocrat.com. En Twitter @ricardibarra.

Click here for reuse options!
Copyright 2018 La Prensa Sonoma