show menu
Comcast Traído a usted en asociación con Press Democrat y Comcast

Condado de Sonoma a punto de permitir más actividades a los negocios

Puede ver este artículo en inglés aquí.

Natalie Cilurzo, codueña de Russian River Brewing Co., ya comenzó a esbozar un horario de personal para los cambios de turno en sus pub con cervecerías de Santa Rosa y Windsor, como medida para una vuelta a las comidas limitadas en el interior, que de manera realista podría suceder en el condado de Sonoma a fines de marzo, tras una suspensión pandémica de seis meses.

El estado anunció el viernes un cambio en sus requisitos para suspender las prohibiciones y expandir las actividades comerciales que facilitarían que el Condado de Sonoma y otros lugares progresen desde la etapa más restrictiva del plan de reapertura de cuatro partes del estado.

El Condado ha estado atorado en el temido nivel púrpura, representado por la transmisión generalizada del coronavirus, desde fines de agosto, cuando el estado introdujo una hoja de ruta de reapertura para los 58 Condados de California.

El principal funcionario de salud del estado dijo que una vez que California reciba 2 millones de vacunas en los brazos de los 8 millones de residentes que habitan en los sectores más desfavorecidos del estado, eso provocará una flexibilización de los límites a las empresas en los Condados más afectados por COVID-19, siempre y cuando ya que han limitado suficientemente las nuevas infecciones de la enfermedad pandémica.

Hasta ahora, 1.6 millones de esos residentes en todo el estado han sido completamente vacunados y los funcionarios del estado esperan alcanzar el objetivo de 2 millones de vacunas en una semana o dos.

Incluso sin el ajuste de reapertura, los funcionarios de salud del Condado de Sonoma dijeron el jueves que esperan que la fuerte reducción local en los nuevos casos de coronavirus pueda calificar al Condado para una etapa de reanudación de negocios menos condicional la próxima semana.

Eso quiere decir que Cilurzo y otros dueños de restaurantes, bares y bodegas pronto podrían reabrir para brindar un servicio limitado de alimentos y bebidas en interiores, después de la larga pausa que sirve solo para dar servicio al aire libre y para llevar.

"Comenzamos a publicar anuncios para ciertos puestos que predecimos que podríamos necesitar", dijo. "Nos hemos comunicado con los empleados que han sido despedidos. Ya echamos las cosas a andar antes de poder reabrir el comedor interior al 25% de su capacidad".

Si finalmente se le permite al Condado pasar a la etapa de reapertura roja que es menos restringida, otras empresas también se beneficiarán. Por ejemplo, las salas de cine también podrían abrir el telón al 25% de su capacidad. A los gimnasios se les daría permiso de reabrir por dentro al 10% del espacio para miembros. Las tiendas de comestibles podrían expandirse a la capacidad total de los clientes desde el 50% actual.

Zacarías Martín, propietario de los restaurantes Los Molcajetes en Montecito Boulevard y West College Avenue en Santa Rosa, dijo que el recomenzar el comedor interior usando el 25% del espacio de servicio quiere decir un 25% más de ingresos y un 25% más de empleos. Sus restaurantes tienen espacio para 128 comensales adentro en Montecito más 73 más en la ubicación de West College.

Los Molcajetes tiene capacidad para cenar al aire libre para 110 personas en Montecito y 30 en West College.

“Podríamos tener más gente comiendo en el restaurante y eso quiere decir que habrá gente sentada en el bar”, dijo Martín. "Significa más propinas para los camareros y meseros, lo cual es muy importante para ellos".

El jueves, el Doctor Mark Ghaly, director de Servicios Humanos y de Salud de California, develó los planes del estado de guardar el 40% de las dosis de vacunas para las personas que viven en las comunidades más empobrecidas. El objetivo del estado es el de vacunar a los residentes más vulnerables como una forma de ayudar a reducir el riesgo de salud pública de la pandemia para todos los residentes.

Un Condado como Sonoma, el cual está en el estricto nivel púrpura, podrá avanzar al nivel rojo que es más flexible cuando haya reducido su tasa de transmisión de coronavirus a 10 nuevos casos por día por cada 100.000 habitantes. El punto de referencia para el nivel rojo es ahora de 7 casos por 100.000.

En la última evaluación semanal del estado el martes de los niveles de transmisión viral del Condado, la tasa de casos se redujo a 10 casos nuevos por cada 100,000 residentes, lo que coincide con lo que será el nuevo nivel de tasa de casos diaria del estado. Para el jueves, ese nuevo número de casos diarios locales se redujo a 8.5.

Sin embargo, para reactivar más actividades comerciales, los Condados también deben mostrar tasas generales de positividad de la prueba COVID-19 entre 5% y 8%, y la proporción de pruebas positivas en comunidades desfavorecidas debe estar entre 5.3% y 8%. La última tasa de positividad de la prueba local se situó en el 3,1% y el nivel de positividad de la prueba en las comunidades desfavorecidas fue del 5,2%.

Los funcionarios locales de salud pública dijeron el jueves que el Condado está en la ruta de cumplir posiblemente con los tres puntos de referencia de reapertura del estado para el próximo martes para saltar al nivel rojo. Los Condados cercanos del Área de la Bahía, Napa, Santa Clara y San Francisco, superaron ese nivel esta semana.

Puede comunicarse con el redactor Martín Espinoza al 707-521-5213 o martin.espinoza@pressdemocrat.com. En Twitter @pressreno.

Show Comment